¡Peques a bordo! Navegar con niños

A los más pequeños de la casa les encanta subirse al barco y ahora que se acerca el verano estarán deseando salir a navegar. Aunque a algunos adultos les pueda dar cierto miedo navegar con niños, lo cierto es que es una experiencia muy recomendable tanto para los más pequeños como para los más grandes. A continuación vamos a darte algunos consejos para navegar con niños. Así que toma nota y ve pensando los días que os animaréis a hacer una escapada en barco, ya sea con tu propia embarcación o con una de alquiler.

Navegar con niños: edad

Si navegas con niños muy pequeños, como los bebés, lo mejor es que vayan en la cabina. De esta forma irán más seguros y podrán dormir sin que les moleste el vaivén de las olas. Los niños de entre 5 y 10 años pueden ir perfectamente en la cubierta. Y si navegas con adolescentes, te aconsejamos que los hagas partícipes de la navegación para que aprovechen la experiencia y la disfruten.

Seguridad

Siempre es uno de los puntos más importantes de la náutica, pero si vas con niños tendrás que prestar todavía más atención al material obligatorio de seguridad o al estado de la mar.

navegar con niños

Los niños deben llevar puesto el chaleco salvavidas y, en situaciones de mayor riesgo, colocarse también el arnés de seguridad. También es importante enseñarles unas normas básicas de navegación, como que el patrón es quien tiene la máxima autoridad de la embarcación o que deben caminar por la cubierta agarrados siempre a alguna parte del barco.

Mareo en el barco

Como ya os comentamos, el mareo en el barco o el mal del mar es uno de los problemas más habituales a la hora de navegar. En los niños todavía es más común este problema, por eso debemos prevenirlo. Para ello podemos tomar remedios naturales, como el jengibre, la vitamina C o la manzanilla, o tomar medicamentos que contengan Dimenhidrinato, como la Biodramina y Cinfamar.

Protección solar

Los niños son especialmente sensibles a la radiación solar, por eso debemos protegerlos con gorras y cremas de protección solar. También es recomendable que la ropa sea holgada y de color claro y que el calzado tenga suela de goma. Del mismo modo, llevar repelente de mosquitos es una buena idea para evitar picaduras.

navegar con niños

Al margen de estas indicaciones, navegar con niños resulta siempre muy divertido. Desde Náutica Génova os animamos a llevar a bordo a los más pequeños para se empapen del amor por la náutica desde el principio. Además, a los niños les gusta mucho participar en las tareas del barco, jugar en el mar o aprender nociones náuticas.

¿Y tú, sueles llevar a tus hijos a navegar? ¡Cuéntanos tu experiencia!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *